El Ártico Se Rompe

Como Colegio responsable con el Medio Ambiente, primeros en obtener la certificación de Gestión Medioambiental en el ámbito educativo canario, promueven o participan en proyectos y acciones que contribuyan a fomentar la concienciación de respeto al entorno entre su alumnado.

11 abr. 2018

En esta línea, el alumnado de 1º de ESO del Colegio Arenas Internacional participó hace unos días en la exposición que sobre el ecosistema ártico se lleva a cabo en Arrecife (Lanzarote) pudiendo profundizar en los efectos que el cambio climático ha tenido en la zona.

Durante la visita, los alumnos pudieron descubrir los principales problemas  causados por la contaminación y sus efectos sobre el medioambiente, los animales y la población. Asimismo, pudieron conocer  las vidas de los inuit, sus tradiciones y el peligro que ya existe para su conservación a causa de las acciones humanas.

Una experiencia didáctica con la que los participantes han disfrutado adquiriendo nuevos conocimientos. Así, Aryan Ascain manifestó que “en esta excursión he aprendido mucho sobre la fauna y flora: las focas monje, osos polares y plantas. También sobre los desastres que causará la desglaciación que son varios: en primer lugar, el nivel del mar subiría, después las corrientes marinas cambiarían y se volverían calientes; esto causaría que el norte de Europa sea un extremo invierno y el sur sea un extremo infierno, causando sequías en muchos sitios del mundo. Hemos estado observando las ingenuidades de los Inuit y las auroras boreales que solo se ven en el norte y en el sur”.

Por su parte, Néstor Martínez declaró: “Lo he pasado muy bien en esta excursión porque he aprendido muchas cosas nuevas sobre el Ártico, cosas muy importantes que antes no sabía y eso es esencial para producir un cambio en el ártico como bien dice el enunciado "ártico se rompe".

Patricia Torres dijo que “lo que más me gustó fue la parte donde nos enseñaban la ropa que llevaban como el chaleco con capucha detrás que usan para llevar al niño para que no pasa frío”; mientras que a Alejandro Fernández lo que más le sorprendió fue “ver todos los animales de la exposición”